Home / Opinión / La imagen de Pablo Iglesias

La imagen de Pablo Iglesias

Podemos elaboró en abril de 2015 un informe confidencial con la estrategia que debía convertir a Pablo Iglesias en un buen candidato para las elecciones generales de diciembre. Una vez que dicho documento se hizo público, observamos que la imagen que proyecta el partido, tan rebelde y espontánea, guarda detrás un fuerte control de las declaraciones de sus dirigentes y un gran mecanismo de propaganda. Los expertos han vigilado los gestos y las intervenciones de Pablo Iglesias para conseguir que su popularidad suba como la espuma y han plasmado sus recomendaciones y reflexiones en ese documento llamado Estrategia de comunicación del secretario general.

Este documento advierte a Iglesias que necesita “bajar a la tierra” porque “ha ido perdiendo calle, contacto con la gente”. No debe parecer el líder de un grupo, debe parecer alguien cercano a los ciudadanos, que le importa más lo que pasa en los hogares que los intereses de su partido. La conclusión del documento podría ser que recomiendan a Iglesias que se convierta en un dirigente populista, al estilo de Hugo Chávez, pero preocupándose de mantener las diferencias.

En definitiva, el partido recurre al populismo, cosa a la que ya nos hemos acostumbrado. Y es que hay que admitir que el populismo funciona, sobre todo para mover masas. Todos lo critican, pero su efecto sobre las personas suele ser fabuloso. Esto se debe a que existe una masa crítica de población educada de una forma deplorable, claramente manipulable y dispuesta a tragarse el mensaje de Podemos sin detenerse a analizarlo.

Esta es la España que forma ciudadanos que gozan al ser incultos, que no se preocupan por la política mientras tengan la barriga llena. Pero cuando ven que no llegan a fin de mes, vuelven a interesarse por ella y se decantan por creer al partido que da soluciones mágicas y forma espectáculos allá donde va.

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

x

Check Also

El hoy es malo, pero el mañana… es nuestro

Cada año encontraremos algo de lo quejarnos, algo que cambiar para el siguiente. Aunque, para no variar, seguiremos quejándonos desde ...

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies