Home / Opinión / Más allá de las palabras

Más allá de las palabras

Abrí facebook y vi un vídeo de dos niños haciendo un rap contra el bullying en un programa de televisión británico donde uno de ellos, el autor de la canción, había sido víctima y la música su refugio y forma de expresarse pero, ¿qué está pasando para que en pleno siglo XXI aún tengamos estos problemas en nuestra sociedad?
Numerosos los estudios se han hecho en un intento por calcular cuántos alumnos sufren acoso en el colegio pero estos datos son demasiado relativos ya que muchos casos quedan a la sombra de aquellos que pueden evitarlo, padres y profesores. Algunos de los estudios realizados señalan que uno de cada cuatro alumnos sufren acoso por parte de los compañeros.

Si sangra una herida exterior se ve, si sangra un corazón es difícil de ver

Es mencionar la palabra “bullying” o la expresión “acoso escolar” y a muchos lo primero que se nos viene a la cabeza es lo relacionado con lo físico pero, debido a su banalización, es necesario que demos más importancia de la que se le da al acoso psicológico. Hace ya más de un año, por recomendación de uno de mis amigos, vi un programa al respecto de este tema y se me quedó grabado a fuego como muchos de los casos de acoso psicológico no son detectados por ceguera más que por falta de expresión de la víctima ya que estas cosas suelen achacarse a “cosas de niños” o se culpabiliza a la víctima por ser de tal o cual manera, de forma más frecuente la timidez de estos pero, ¿y si pensamos al contrario? ¿si la culpa de la timidez es el acoso?.

el problema no acaban cuando acaban los hechos

En contra de lo que piensan aquellos que no lo sufren el problema no acaban cuando acaban los hechos ya que las consecuencias en la edad adulta como dificultad para relacionarse, especialmente dentro de las aulas, por miedo al rechazo o la baja autoestima son pasadas por alto.

Los casos que salen en televisión son aquellos que llegan ya a extremos pero el acoso es más que eso y Andalucía está, por desgracia, en el primer lugar de todas las comunidades autónomas seguida por País Vasco y Navarra. En nuestras manos está cambiarlo. Si sangra una herida exterior se ve, si sangra un corazón es difícil de ver.

 

Imagen: Licencia CC/Flickr/anónima

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

x

Check Also

¿Libertad de expresión?

Parece increíble que todavía tengamos que hacernos esta pregunta en España. La mayoría de los que estudiamos esta carrera, periodismo, ...

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies